Publicidad

Las primeras salas de cine franquiciadas

El director de cine Alfonso Arau, autor de obras tan conocidas como “Un paseo por las nubes” o “Como agua para chocolate” ha decidido lanzar una cadena de franquicias de salas de cine para permitir a las clases menos privilegiadas de la sociedad mejicana el acudir al cine, ya que se tratará de salas “low cost”.

Según las palabras del propio Arau, durante la Feria Expo México Emprende, que tiene lugar en Los Ángeles, hay un total de 90 millones de ciudadanos mejicanos que no tienen acceso a poder acudir a una sala de cine y disfrutar de una película en la gran pantalla, como consecuencia del elevado precio de las entradas.

La idea que maneja Alfonso Arau es abrir unas 3.000 salas de cine en poblaciones pequeñas de México, en régimen de franquicias, de forma que llegue a todos los ciudadanos, y hacerlo de manera que se puedan ofrecer las entradas a 2 dólares, con lo que todo el mundo se lo pueda permitir, y el cine se globalice aún más.

En un primer momento, Arau maneja sólo la posibilidad de explotar esta idea en poblaciones mejicanas, pero si el proyecto sigue adelante, y lo hace con una rentabilidad adecuada, no descarta lanzarse a la conquista del mercado en Estados Unidos, donde la población hispana sigue creciendo a pasos agigantados, generando un nicho de mercado que no se puede dejar pasar bajo ningún concepto, según sus propias palabras.

El nombre del proyecto será Cine Lux Digital y abaratará los costes de las salas de proyección tradicionales gracias a la tecnología digital que ha revolucionado el sector y que garantiza una gran calidad de imagen a un coste mucho menor, permitiendo que todo tipo de ciudadano pueda disfrutar del séptimo arte con las características únicas de una sala de proyección.

Ahora habrá que ver el nivel de éxito que obtiene el director de cine mejicano, y valorar la posibilidad de que Cine Lux Digital pueda llegar a expandirse más allá del océano, llegando, por ejemplo a España, donde las grandes salas en los mastodónticos centros comerciales se están haciendo con todo el mercado obligando a cerrar a todas las salas pequeñas.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *