Publicidad

Franquicias de venta y alquiler de bicicletas eléctricas y motos

A medida que la sociedad va evolucionando también lo hacen las empresas que quieren dar servicio a unos ciudadanos en constante cambio, en constante adaptación al nuevo paradigma con el que se tienen que enfrentar, y por ello surgen nuevas franquicias que apuestan por nuevos modelos de negocio que intentan explotar estos nuevos nichos de mercado de una manera óptima, maximizando los beneficios de sus franquiciados.

En este sentido, la conciencia ecológica de la sociedad es uno de los puntos más importantes de avance al que hemos estado asistiendo en los últimos años. Cuando hasta mediados o finales del siglo XX poca gente se interesaba de verdad por el medio ambiente, ahora, debido en parte al efecto invernadero y al calentamiento global, y al temor que estos fenómenos están provocando en la mayoría de nosotros, la conciencia por todo lo relacionado por el medio ambiente se ha incrementado.

Por ello, la búsqueda de un medio de transporte que no contamine, o que lo haga lo menos posible, se ha convertido en uno de los objetivos principales de cada ciudadano, y en ese entorno surgen los negocios de alquiler y venta de bicicletas eléctricas y motos, vehículos que contaminan nada o menos, respectivamente, que un coche y que permite desplazarse con comodidad por los grandes núcleos urbanos de nuestro país.

Una de las franquicias que más tiempo lleva explotando este negocio es ‘In Bicycle We Trust’ que reproduce el concepto de concesionario de coche, permitiendo incluso que el comprador o rentador pueda probar la bicicleta antes de decidirse por un modelo u otro. La inversión que maneja esta franquicia se sitúa entre los 38.500 y los 49.500 euros, dependiendo de la superficie comercial que se vaya a utilizar.

Por otro lado, y más especializado en el mercado de las motos, se encuentra ‘Emotos’ que ofrece toda una serie de soluciones de movilidad en las ciudades para particulares, empresas y administraciones públicas, gracias a sus tres líneas de negocio: vehículos eléctricos, servicios de movilidad e infraestructura de recarga de baterías eléctricas. Uno de los aspectos más atractivos de esta franquicia es su reducida inversión, ya que se puede adquirir esta franquicia por apenas 11.000 euros.

En definitiva, franquicias que suponen una alternativa a las tradicionales, apostando por modelos de negocio novedosos, acorde con los tiempos que corren, respetando el medio ambiente y asegurando la sostenibilidad de nuestro planeta a la vez que generan beneficios para el franquiciado.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *